6 Casos de Seguridad Aplicativa en los que GSI Ayuda

  1. Minimizar los problemas por eventos imprevistos. Al tener dos ambientes, uno de desarrollo o prueba y uno de producción, todo se debe hacer primero en el ambiente de prueba y hasta confirmar que todo es correcto, se pasa al ambiente de producción. Si el usuario, está utilizando un Perfil de Grupo en el equipo y un usuario prototipo en las opciones de menú, solo va a ejecutar lo que tenga autorizado.
  2. Responder de una manera clara, precisa, eficaz y eficiente a un suceso o accidente en los procesos de la empresa. Las pistas de auditoria que se guardan en las bitácoras, ayudan a identificar los registros modificados, adicionados o borrados, con el número de trabajo, fecha, hora de inicio y final, para buscar en los archivos de Journal que tiene el equipo.
  3. Reducir los impactos negativos, por fallas humanas o del equipo. Con los menús y opciones personalizadas, se evita al 100% que el usuario pueda ejecutar una opción no autorizada.
  4. Tener puntos de reinicio. La bitácora de procesos, guarda todos los programas/comandos que se hayan ejecutado en la opción que tuvo problemas y que estén en GSI. Se puede bloquear la ejecución del programa o comando ya ejecutado.
  5. Incrementar la seguridad adicional a la del Perfil de Usuario, con una clave personal, que identifique a la persona, sobre todo cuando se utilizan perfiles comunes para acceder al equipo. La clave personal de usuario, adicional a la del equipo, es de 18 caracteres, obliga a tener una letra mayúscula y una minúscula. No permite nombres propios. No permite utilizar las últimas 10 claves. No permite número consecutivos, ni letras consecutivas en ascendente o descendente.
  6. Garantizar la integridad de los datos. Es un problema de programación. GSI ayuda actualizando las pistas de auditoria de los registros adicionados, modificados o borrados. Valida que el acceso sea en horarios establecidos. Deshabilita y habilita opciones de menú de acuerdo a la secuencia de procesos ejecutados.